Protocolo a seguir cuando un piloto no puede volar un avión.

A raíz de ver un vídeo de una compañía rusa en el que una de sus azafatas intenta aterrizar un avión A320 en un simulador de vuelo (vídeo abajo), nos planteamos si esto es posible y cuál es el protocolo de actuación en el caso de que un piloto no pueda volar una aeronave.

Para resolver esta duda, contactamos con un piloto del Sindicato Español de Pilotos (SEPLA): “En el caso de que uno de los pilotos esté indispuesto (por ejemplo por un desmayo o por la ingesta de alimentos en mal estado), el protocolo de actuación indica que el vuelo tiene que declarar la emergencia y debe aterrizar en el aeropuerto más próximo. El piloto afectado, en el caso de que no pueda salir de la cabina, debe ser asegurado e inmovilizado en su asiento para que no pueda interferir en los mandos de vuelo. Este caso es solo si no puede moverse de su puesto. En el caso de que sí pueda, una persona de la tripulación le ayudará a colocarse fuera de la cabina y alguien de la tripulación ocupará su puesto”.

El piloto nos explica más detalles del vuelo relacionados con la seguridad: “En el caso de los vuelos comerciales de más de diez horas, hay tres pilotos en el avión que se turnan para poder descansar. Con menos horas de vuelo solo es necesario que haya dos pilotos en cabina”.

Además, un dato interesante: “si una persona tiene la licencia de piloto y viaja como pasajero en el vuelo, no es obligatorio que se presente a la tripulación, pero, por deferencia, lo suelen hacer todos los pilotos. Normalmente indican que se prestan a cualquier ayuda necesaria en el caso de que haya una emergencia y sea necesaria su actuación”.

En el protocolo de seguridad está indicado que los pilotos no pueden tomar la misma comida, siempre tienen que tomar alimentos diferentes por si alguno está en mal estado. De esta forma no afectará a ambos pilotos. En este sentido, tal como nos cuenta el piloto “en 50 años nunca ha habido un caso en el que los dos pilotos del avión hayan estado indispuestos por ninguna razón al mismo tiempo”. Por eso, al plantear la situación del vídeo anterior, desde el SEPLA nos indican que es “prácticamente imposible que ocurra”, aunque si buscamos por Internet, descubrimos que sí ha ocurrido en alguna ocasión que un piloto esté indispuesto y un pasajero (en este caso enlazado era piloto) tenga que manejar los mandos del avión.

Sin embargo, insistimos en conocer qué sucedería si llega a pasar. Para ello, el miembro de SEPLA aclara que desde hace unos 40 años el piloto automático del avión permite no solo controlar el aparato durante el vuelo, sino que también permite realizar el aterrizaje sin intervención del piloto gracias a los sistemas de aproximación automáticos como el Sistema de Aterrizaje Instrumental (Instrument Landing System o ILS). Eso sí, aunque el avión aterrice, el piloto tiene que accionar posteriormente los frenos de forma manual. Sin embargo, esto no significa que se utilice siempre. “Normalmente, por protocolo, el piloto automático solo lo utilizamos en el aterrizaje cuando hay condiciones de baja visibilidad como, por ejemplo, la niebla. En los demás casos es el piloto el que aterriza el avión. En el caso del despegue, siempre lo hacemos los pilotos de forma manual”, indica el piloto.

En definitiva, aunque el avión puede aterrizar con el piloto automático, la persona que esté a los mandos del avión tiene que tener cierto conocimiento para poder realizar la maniobra con éxito, ya sea porque necesita comunicarse con la torre del aeropuerto o porque necesita accionar los frenos o dirigir el avión tras el aterrizaje.

Fuente: 20 Minutos

Noticias Relacionadas

Comment