Tips y Curiosidades

Discos y Gimnasios en los aviones: Ideas que nunca llegaron a despegar.

¿Te imaginas volar en un avión con su propio gimnasio a bordo o bailar en una discoteca en pleno vuelo para estirar las piernas?

Por: Tamara Hardingham-Gill – CNN

Aunque estos conceptos pueden parecernos hoy frívolos, cuando comenzó la era jumbo a principios de la década de 1970 las compañías aéreas buscaban formas innovadoras de utilizar el espacio en las nuevas aeronaves más grandes.

Y algunos de los diseños propuestos eran particularmente extraños e inusitados.

Afortunadamente tenemos la evidencia fotográfica de aquellos que nunca llegaron a despegar, y el equipo de AirlineRatings.com ha reunido imágenes antiguas de algunos de los diseños más intrigantes de aviones jumbo, incluyendo una sala estilo Austin Powers.

“Estos nuevos aviones duplicaban el tamaño de los que reemplazaron y, por lo tanto, había espacio para llenar”, explica Geoffrey Thomas, editor de AirlineRatings.com. “Sin embargo, no duraron mucho”.

DISCO EN LAS NUBES

El fabricante aeroespacial estadounidense McDonnell Douglas, que ahora forma parte de Boeing, fue el artífice del concepto de las discotecas a bordo en 1970.

La idea, propuesta poco después de que el jumbo Boeing 747-100 surcara los cielos por primera vez en 1969, cambiando el rostro de los viajes aéreos comerciales, se concibió para utilizar el espacio en el avión DC-10 de McDonnell Douglas, así como para proporcionar a los viajeros un vuelo inolvidable.

Pero la discoteca nunca llegó a cuajar.

Sin desalentarse, el ambicioso fabricante publicitó un gimnasio a bordo en la década de 1990 para su “superjumbo” MD-12, que habría sido de un tamaño similar al Boeing 747, con una mayor capacidad de pasajeros.

Sin embargo, el avión no recibió ningún pedido y los diseños nunca se cristalizaron.

“La discoteca era simplemente poco práctica, como también el gimnasio debido a la turbulencia”, dice Thomas. “Lo último que quieres es una batería o una mancuerna volando por la cabina”.

“AUSTIN POWERS LOUNGE”

Si bien McDonnell Douglas concibió algunas ideas fallidas memorables, definitivamente no era el único fabricante de aviones que soñaba con fastuosos diseños de aviones jumbo comerciales.

Boeing también ideó algunos conceptos extravagantes, uno de ellos fue un salón temático de tigres para su 747, que al menos llegó a la etapa de sesión fotográfica.

Aunque el “Tiger Lounge” fue archivado, la compañía continuó con sus propuestas de un salón o lounge de lujo.

Durante los años 70, intentaron introducir un salón en la planta baja que parecía salido de la película de Mike Myers de 1997 “Austin Powers: International Man of Mystery”.

De acuerdo con Thomas, fue el costo del peso y la certificación lo que llevó a que se abandonaran los conceptos del salón inferior.

“El salón también desplazaría el espacio de la carga, generadora de ingresos”, agrega. Pero señala que un salón en la planta baja sí llegó a cristalizarse a bordo del avión Lockheed Tristar de Pacific Southwest Airlines “durante un corto tiempo” a principios de los años 70.

Boeing también jugó con la idea de agregar ventanas al techo de su 747-81, así como cabinas para dormir y un centro de negocios en un intento de aumentar el atractivo del avión.

Los diseños fueron maquetados y publicitados, pero no llegaron mucho más allá.

‘DISTORSIONANDO LA VISTA DEL PÚBLICO VOLADOR’

Una propuesta para una tienda duty-free para el Airbus A380 sufrió la misma suerte a fines de la década de 1990.

El modelo fue promovido fuertemente, pese al rechazo del entonces presidente de Cathay Pacific, Peter Sutch.

Al parecer, Sutch escribió a la corporación pidiéndoles que dejaran de anunciar tiendas duty-free, salones y bares, ya que consideraba que cualquier espacio extra en el avión se debería usar para los asientos.

Thomas dice que no le sorprende en absoluto que estos diseños en particular nunca hayan visto la luz y cree que generaron expectativas poco realistas.

“Los fabricantes siempre se han esforzado por ofrecer formas innovadoras de utilizar el espacio en los aviones, en particular el espacio oculto, como el piso inferior y en el techo”, dice. “Sin embargo, estos conceptos distorsionan la visión del público viajero de lo que es factible y a qué costo”.

Aun cuando los aviones jumbo han tenido un impacto duradero desde que aparecieron por primera vez, la demanda de grandes aviones de pasajeros ha disminuido con el paso de los años.

De modo que es poco probable que los viajeros vean gimnasios y discotecas en vuelos comerciales en el corto plazo.

1. Gimnasio a bordo

El fabricante estadounidense McDonnell Douglas diseñó una estación para hacer ejercicio en su avión DC-10. (Foto: Boeing Historical Archives)

2. Bailar en el aire

McDonnell Douglas también soñó con una discoteca a bordo, pero el concepto nunca cristalizó. (Foto: Boeing Historical Archive)

3. Sala panorámica

El fabricante también ideó un piso inferior para observación en su MD-11 de tres motores, que hubiera ofrecido hermosas vistas al campo debajo. (Foto: Boeing Historical Archives)

4. Restaurante a bordo

Un lujoso comedor fue propuesto para el avión DC-10, pero la idea tampoco cuajó. (Foto: Boeing Historical Archives)

5. Camas

Se diseñaron cabinas para dormir en el piso superior del Boeing 747-8I, pero no hubo interés por parte de las aerolíneas. (Foto: Boeing Historical Archives)

6. Ventanas cenitales

Boeing también propuso introducir ventanas en el techo de sus 747-8I para incrementar el atractivo de sus aviones. (Foto: Boeing historical Archive)

7. Salón superior

Este bar ejecutivo se planeó para el piso superior del 747-8I. (Foto: Boeing Historical Archives)

8. Lounge estilo “Austin Powers”

Este psicodélico salón inferior fue concebido 20 años antes de que apareciera la película de Mike Myers “Austin Powers: International Man of Mystery” de 1997. (Foto: Boeing Historical Archives)

9. Lounge con temática de tigres

Otro salón, pero con un estilo más animal, se planeó para el Boeing 747, pero el concepto nunca se concretó. ¡Grrrrrr! (Foto: Boeing Historical Archives)

10. Tienda duty-free en el A380

El enorme espacio dentro del Airbus A380 ha permitido que las aerolíneas experimenten con bares y duchas a bordo, pero las propuestas para una tienda libre de impuestos fueron recibidas con desdén.