Otras

La brasileña Embraer pierde 109,6 millones de dólares en el tercer trimestre.

La fabricante de aviones brasileña Embraer anunció hoy pérdidas de 109,6 millones de dólares en el tercer trimestre del año, que atribuyó principalmente al efecto de la depreciación del real frente al dólar.
Las pérdidas son diez veces superiores a la del mismo período del año pasado (10,7 millones de dólares), contrastan con los beneficios de 129,3 millones de dólares obtenidos en el segundo trimestre y supusieron que el balance acumulado en los primeros nueve meses del año se sumergiera en números rojos.
Entre enero y septiembre Embraer, la cuarta mayor fabricante de aviones del mundo, tuvo pérdidas de 42 millones de dólares, que resaltan ante los beneficios de 243,3 millones de dólares alcanzados en el mismo período del año pasado.
La depreciación del real frente al dólar, que fue del 28 % en el tercer trimestre, aumentó los gastos en los impuestos de renta y otras contribuciones, explicando en gran medida las pérdidas, según la empresa.
El resultado bruto de explotación, medido por el indicador EBITDA, fue de 158 millones de dólares en el tercer trimestre, con un margen del 12,3 %, frente a los 135,9 millones de dólares y un margen del 11,0 % del mismo período del año anterior.
La facturación subió un 3,6 % en el trimestre, en comparación al mismo período del año anterior y se ubicó en los 1.284,6 millones de dólares.
En el acumulado del año, la facturación ascendió a 3.853,7 millones de dólares, un 9,1 % menos que en los nueve primeros meses de 2014.
Embraer terminó septiembre con una deuda neta de 643,9 millones de dólares, un 38,6 % más que en junio, lo que se debió al uso de 115,3 millones del flujo libre de caja.
La empresa ha entregado 68 aviones comerciales, de hasta 120 asientos, y otros 75 del segmento ejecutivo, de los que son 18 de tamaño mayor y 57 jets ligeros.
La cartera de pedidos firmes cerró el trimestre en 22.800 millones de dólares, 100 millones menos que el trimestre inmediatamente anterior.