Otras

La aerolínea lusa TAP aumentará sus vuelos a Brasil en colaboración con Azul.

La compañía aérea portuguesa TAP, vendida a un consorcio liderado por David Neeleman, aumentará de 12 a 30 sus destinos a Brasil gracias a un acuerdo de colaboración con la aerolínea brasileña Azul.

Según comunicó hoy la compañía, ampliará su red en Brasil a destinos como Curitiba, Florianópolis, Maceió y Vitória, en los que tendrá su propio código.
El resto de nuevos destinos son Aracaju, Cascavel, Criciúma, Cuiabá, Campo Grande, Dourados, João Pessoa, Goiânia, Ilhéus, Juiz de Fora, Joinville, Bauru, Londrina, Maringá, Marília, Navegantes, Sinop, Palmas, Pelotas, Porto Velho, Ribeirão Preto, Rio Branco, São José, Teresina, Uberaba y Uberlândia.
Por su parte, Azul, que controla Neeleman, pasará a operar también con código propio a Portugal y a los 12 destinos brasileños de la TAP: Fortaleza, Natal, Recife, Salvador, Brasilia, Belo Horizonte, Río de Janeiro, São Paulo, Campinas, Porto Alegre, Manaus y Belém.
El consorcio del brasileño-estadounidense Neeleman y el portugués Humberto Pedrosa ejecutó el pasado noviembre la compra de la estatal TAP, de la que ahora controla el 61 %.
Aunque el acuerdo ya está formalmente en vigor, el nuevo Gobierno socialista portugués medita revertir parcialmente esta privatización.