Otras

La UE impone un registro de los pasajeros de avión, tras los atentados de París.

Los ministros de Interior de la Unión Europea han creado este viernes un registro de datos, el cual permite compartir información sobre los pasajeros de aviones.
El objetivo del PNR es permitir la identificación de personas sin vínculos conocidos con el terrorismo, pero cuyos datos podrían sugerir su implicación en posibles atentados o proyectos de ataques.
“Después de tantos años y conversaciones, al fin hemos podido encontrar un acuerdo sobre un PNR europeo”, declaró el ministro luxemburgués del Interior, Étienne Schneider, cuyo país preside el Consejo de la Unión Europea.
Las diferencias entre el Consejo de la UE y el Parlamento Europeo impedían, durante años, la adopción del PNR, que propuso la Comisión Europea en 2011. Pero la presión para crear rápidamente este mecanismo aumentó tras los atentados del 13 de noviembre en París que dejaron 130 muertos.
Desacuerdos con el PNR

Una de las cuestiones más complicadas era el período durante el que podrán conservarse los datos transmitidos por las compañías aéreas a los gobiernos, de forma que se pueda identificar a los pasajeros.
Francia deseaba un período de conservación de dichos datos abiertos de, al menos un año. El Parlamento europeo, en su última posición oficial, ponía, de tiempo límite, un máximo de seis meses.
“Hemos conseguido un compromiso de todos los Estados miembros para que todos los vuelos intraeuropeos y los vuelos chárteres se incluyan” en el PNR, dijo el ministro francés del Interior, Bernard Cazeneuve.
Si esta directiva sigue adelante, tendrá que aplicarse en todos los países de la UE. Todos obtendrán su PNR, y deberán compartir el resultado de sus análisis de datos con los demás Estados.
Algunos países como Reino Unido ya tienen un PNR, y otros lo están poniendo en marcha. Lo que falta, a nivel europeo, es coordinación para que esos registros puedan intercambiar información.