Convocan huelga para mañana en tres aeropuertos brasileños contra concesiones.

Síguenos en las redes sociales y mantente siempre actualizado

Los empleados del aeropuerto internacional de Sao Paulo, el de mayor tráfico aéreo del país, y de los aeródromos de Brasilia y Campinas han convocado una huelga de 48 horas desde mañana en protesta por el modelo de concesiones previsto por el Gobierno, anunció hoy una fuente sindical.

A la paralización, que se hará efectiva a partir de la medianoche de hoy, se unirán trabajadores de los tres aeropuertos citados por estar en la lista de licitaciones del Gobierno brasileño, dijo a Efe un portavoz del Sindicato Nacional de Aeroportuarios (Sina).
Los tres aeropuertos serán ampliados y modernizados como parte de las mejoras de las infraestructuras aéreas del país para atender el aumento de pasajeros que se prevé por el Mundial de fútbol de 2014.
Según la fuente sindical, no hay una previsión del número de trabajadores que se sumará a la movilización, pero la estatal Empresa de Infraestructura Aeroportuaria (Infraero) contrata a 3.000 personas entre los tres aeródromos.
«Lo que se reivindica es que Infraero sea la responsable del mantenimiento de las operaciones. Subcontratación es sinónimo de precarización», dijo a Efe el portavoz, quien añadió que el modelo de concesiones supone un «peligro para la seguridad».
La huelga ha sido convocada como protesta ante el modelo de concesiones que prevé la transferencia a empresas privadas de las tareas de operación, carga, navegación aérea, control de tarifas, mantenimiento e ingeniería especializada.
En un comunicado, Sina precisó que el modelo gubernamental supone la precarización de los servicios y que ese es el motivo por el cual el 85 por ciento de los aeropuertos de todo el mundo son de titularidad pública.
Según la empresa estatal Infraero, por el aeropuerto internacional de Sao Paulo, situado en la vecina ciudad de Guarulhos y el de mayor movimiento del país, pasaron entre enero y agosto de este año 19,6 millones de pasajeros.
El de la vecina ciudad de Campinas recibió 4,9 millones de viajeros en el mismo periodo y el internacional de Brasilia, 10,3 millones.
El Gobierno de Brasil anunció este mismo mes el precio de salida en la licitación de los aeródromos.
En concreto, la empresa que quiera administrar Guarulhos deberá desembolsar un mínimo de 2.293 millones de reales (unos 950 millones de euros) y tendrá que comprometerse a invertir 6.241 millones de reales (unos 2.600 millones de euros) hasta 2031, año en el que concluye la concesión.
Además, en los primeros 18 meses se deberá acometer una serie de obras para atender la demanda generada por el Mundial de 2014, que incluye la construcción de una nueva terminal de pasajeros y una zona para 20 aviones.
El Gobierno prevé concluir las convocatorias públicas a finales de octubre como paso previo a la celebración de las licitaciones, para el comienzo inmediato de las obras.
Fuente: http://www.abc.es