Un Airbus A380 de China Southern Airlines debió retornar por fallas en el sistema de presurización.

Síguenos en las redes sociales y mantente siempre actualizado

Un Airbus 380, que volaba desde Pekín hasta Guangzhou el martes, debió
volver al Aeropuerto Internacional de la Capital menos de una hora
después de comenzar el vuelo, debido a fallas mecánicas.

 

Es la tercera vez que un súper-jumbo de China Southern Airlines (CSA) se ha visto afectado por problemas mecánicos.

El vuelo CZ3000, con 418 pasajeros a bordo, despegó a las 9:30 de la mañana del martes y aterrizó a salvo a las 11:18.

Horas
más tarde, la aerolínea anunció en su microblog que el vuelo fue
cancelado debido a una falla en el sistema de presurización de la cabina
de la aeronave, y señaló que otro A380 tenía previsto reanudar el
vuelo.

“Extrañamente hacía calor cuando abordamos, pero nos
dijeron que mejoraría después del despegue, pero no fue así”, dijo Yang
Wei, un pasajero de Pekín.

“Una mujer sentada frente a mí también
le dijo a la azafata que había oído un estruendo extraño proveniente
del motor”, dijo Yang.

“Entonces el capitán anunció que debíamos
ponernos la máscara de oxígeno”, dijo, “pero no entendí por qué las
máscaras no salieron automáticamente como se suponía”.

“El
capitán anunció que volveríamos al aeropuerto de Pekín porque ‘la cabina
de pasajeros necesita ser presurizada’, luego de sólo 50 minutos”, dijo
Yang.

CSA indemnizó a los pasajeros con la entrega de 200 yuanes
(31,7 dólares) por cabeza, después de aterrizar en Guangzhou con cinco
horas de retraso, dijo Yang a Global Times.

Algunos pasajeros
habían posteado imágenes en sus microblogs para mostrar cuán emocionados
estaban por volar en el súper-jumbo, pero más tarde publicaron fotos
del contrato de indemnización.

“Reservé (un billete en) el A380
para el viaje de vuelta también, pero voy a cambiarlo para otra
aerolínea si tengo tiempo suficiente”, dijo Yang.

El departamento
de prensa de CSA no pudo ser contactado, pero una operadora anónima
dijo que los clientes “eran libres de elegir el avión que los haga
sentir más cómodos”.

CSA fue la séptima aerolínea en adquirir aviones A380 y el vuelo inaugural fue el 17 de octubre de 2011.

Sin
embargo, 12 días más tarde, uno de ellos fue retirado del servicio
debido a una falla mecánica en el sistema de tracción del ala, informó
el Periódico Juvenil de Pekín el 30 de octubre.

En diciembre del
año pasado, más de 600 pasajeros que debían volar en un A380 fueron
transferidos a aviones más pequeños debido a otra falla mecánica,
informó Legal Mirror el 10 de diciembre.

El primer A380 entro en servicio comercial el 25 de octubre de 2007, operado por Singapore Airlines.

Un
Airbus 380 de esa aerolínea debió volver a Singapur el martes, luego de
presentar un problema con uno de sus motores, informó Reuters.

Últimamente,
los A380 han sido sometidos a controles por grietas en las alas,
causadas por fallas en un soporte, informó el semanario Aviation Week en
enero. Según el informe, actualmente hay 67 aeronaves en servicio. CSA
adquirió cinco y espera la entrega de otros dos entre abril y mayo.

Según
un informe del Diario Nacional de Negocios, un representante de Airbus
China dijo que la falla no tenía relación con los controles por grietas
en las alas.

Airbus es sólo responsable del apoyo técnico a CSA,
quien está obligada a publicar un informe acerca de la causa de este
incidente, dice el periódico.

“El sistema de presurización de la
cabina debería mantener una presión agradable de aire. Por encima de los
3.000 metros, hay una falta de oxígeno en la cabina, y si el sistema
falla, tienes que volver (a tierra)”, dijo Zhang Qihuan, profesor del
Instituto de Gestión de Aviación Civil de China.

“Es muy temprano
para criticar las fallas (del A380) en diseño y fabricación, porque no
tenemos suficientes detalles para analizar qué causó este problema.
Espero que CSA explique la causa del problema a la brevedad para evitar
el pánico”, dijo Zhang.

Fuente: http://spanish.peopledaily.com.cn