Localizan la cola del avión de AirAsia, donde podrían estar las cajas negras.

Síguenos en las redes sociales y mantente siempre actualizado

El portavoz de la Agencia Nacional de Búsqueda y Rescate (Basarnas), Bambang Soelistyo, ha confirmado que los buzos identificaron la cola del Airbus A320-200 del vuelo QZ8510, por lo que se espera hallar las cajas negras para saber lo que ocurrió, según informan los medios locales.
«Tengo entendido que una sección de la cola ha sido encontrada. Si es la sección correcta, las cajas negras deberían estar ahí», ha asegurado el fundador y consejero delegado de la aerolínea, Tony Fernandes, en su cuenta de Twiter.
«Necesitamos encontrar todas las partes pronto para hallar a todos los pasajeros y aliviar así a nuestras familias. Ésta es aún nuestra prioridad», ha añadido Fernandes.
Soelistyo, afirmó el domingo que, en su opinión, las cajas negras se encontraban cerca de las partes sumergidas del avión, donde cree que los cadáveres de algunos pasajeros pueden estar atrapados en sus asientos.
«Identificaremos los restos, que parecen formar parte del cuerpo del avión, tan rápido como sea posible», declaró a los medios Tatang Zainudin, coordinador de operativo de rastreo.
El mar de Java, escenario de numerosos combates navales durante la Segunda Guerra Mundial, tiene numerosos restos de buques en su fondo marino.
Recuperados 39 cadáveres

Los equipos de rescate continúan la búsqueda de más víctimas, de las que ya han sido recuperados 39 cadáveres de las 162 personas que viajaban en la aeronave.
Según las autoridades, el resto de fallecidos se encuentran atrapados dentro de las posibles partes del fuselaje.
El vuelo QZ8501 despegó de la ciudad de Surabaya, en la isla de Java, el 28 de diciembre y tenía previsto aterrizar unas dos horas después en Singapur, pero se estrelló en el mar de Java unos cuarenta minutos después de partir. Las autoridades creen que el accidente se debió a causas climatológicas.
Transportaba 155 indonesios, tres surcoreanos, un británico, un francés, un malasio y un singapurés, entre 155 pasajeros y una tripulación de 7 personas.