Aerolíneas Argentinas y Lufthansa trabajan en conjunto en nuevo taller de motores.

Síguenos en las redes sociales y mantente siempre actualizado

El vicepresidente Aerolíneas Argentinas, Pablo Ceriani, junto al vicepresidente de Lufthansa Technik, Claus Bauer, recorrieron el nuevo taller de motores que la línea aérea argentina posee en Ezeiza y que fuera inaugurado el pasado mes de abril.
Ceriani señaló que “estamos muy contentos por la contribución de Lufthansa, una empresa que trabaja en el desarrollo de nuevas tecnologías para lograr una aviación de excelencia. El nuevo taller de motores surge a partir de la renovación de toda nuestra flota y nos permitirá capacitar al personal y reducir costos operativos. Hace dos años que trabajamos con Lufthansa, pero nuestra relación es histórica”.
A su vez, Claus Baue felicitó a todos los que trabajaron en este proyecto hecho realidad y señaló que “este trabajo en conjunto muestra la excelente relación de las compañías. Seguiremos trabajando, dándoles todo el apoyo a Aerolíneas Argentinas para que siga creciendo. Es un honor hacer negocios juntos».
Dentro del plan de modernización de la Planta Industrial de Aerolíneas impulsado por la actual Gerencia General, uno de los proyectos de mayor relevancia fue la adecuación y puesta en valor del Taller de Planta de Poder (motores) en base a los requerimientos de la nueva flota empresaria y el respeto a las políticas de Higiene, Seguridad y Medio Ambiente.
Desde que fue construido en la década del 50 recién ahora fue inducido a una restauración completa de su infraestructura. La superficie total remodelada es de 2.300 m2 y el monto invertido en la obra civil asciende a los 18.000.000 de pesos.
La obra contempla un sistema de iluminación inteligente único en el país, desarrollado por General Electric, que además de ahorrar energía y cuidar el medio ambiente, ofrecerá una gran potencia lumínica. Cuenta con un nuevo piso del tipo epoxi preparado para resistir el peso y tránsito intenso al que va a estar sometido.
El nuevo Taller, en el que cumplirán funciones 50 técnicos adecuadamente entrenados por Lufthansa Technik y General Electric, podrá procesar hasta cinco motores en simultáneo (flotas B737NG, EMB-190, A340 y MD80) tanto de la flota empresaria como de clientes externos.
Por otra parte cabe destacar que merced a la investigación, desarrollo y fabricación local de parte del herramental se logró un ahorro para la compañía de aproximadamente $ 12.000.000 mientras que la inversión efectuada para la incorporación del resto del equipamiento, herramientas y utilaje fue por un valor de $ 8.000.000.
Considerando las remociones programadas e imprevistas, las reparaciones menores, la recepción técnica y preparación previa a la instalación y la adecuación para los traslados, la producción estimada está en torno a los 40 motores por año.
Esta inversión que permitirá la reparación local de los motores que hasta hoy debían ser enviados a reparadores externos, generará un ahorro anual de aproximadamente u$s 4.000.000, considerando la gestión logística, mano de obra y manejo de materiales, y una reducción del orden del 50 % de los tiempos de traslados.
Además, esta operatoria redundará en un ahorro en inventario y generará una mayor disponibilidad de motores. Este proyecto tuvo, y mantendrá en su fase productiva, el asesoramiento técnico de Lufthansa Technik, una empresa líder en la industria de reparaciones aeronáuticas.
Asimismo cabe destacar que se procedió a la renovación total del laboratorio de Boroscopía, que ahora cuenta con nuevas y modernas instalaciones que acompañarán el salto tecnológico y de calidad del Taller de Motores.
También se remodelaron el vestuario, sanitarios, área de descanso y oficinas administrativas con el fin de generar un ámbito de trabajo más confortable y seguro para los trabajadores.