Lufthansa y Germanwing destinarán 7,8 millones a un fondo para educación de los huérfanos tras el accidente.

Síguenos en las redes sociales y mantente siempre actualizado



Lufthansa y Germanwings depositarán hasta 7,8 millones de euros en una cuenta depósito en garantía para la financiación a largo plazo de la educación de niños y adolescentes que perdieron en el accidente del vuelo 4U9525 a uno o a dos de sus progenitores, según informó el grupo aéreo alemán en un comunicado.

El consorcio asegurador del grupo Lufthansa, matriz de la aerolínea Germanwings, Allianz Global Corporate & Specialty (AGCS) reservó 300 millones de dólares (268 millones de euros) como primer paso para indemnizar a las familias de los pasajeros del vuelo 4U9525, siniestrado el 24 de marzo en los Alpes franceses. A bordo del avión, que partía de Barcelona y tenía como destino Dusseldorf, viajaban 144 pasajeros, de ellos 50 españoles, y seis tripulantes.
Dicha cantidad, incluía los pagos iniciales de compensación tanto a los familiares de las víctimas, como para cubrir los daños en la aeronave –que corresponde a otro consorcio independiente–, así como otros gastos como la asistencia a los familiares y los servicios de apoyo a la investigación en la zona.
En estos días la compañía está informando a los familiares de las víctimas, así como a sus abogados, sobre las modalidades de posteriores compensaciones. La cuantía de esta indemnización variará dependiendo de las circunstancias personales de cada pasajero, tras evaluar caso por caso de manera individualizada.
Además, se establecerá un fondo de ayuda para proporcionar apoyo individualizado, durante un periodo de tres años, para proyectos de ayuda a familiares. Cada año se dispondrá de hasta dos millones de euros del fondo de proyectos, priorizándose aquellos que estén relacionados con las víctimas.
En los próximos meses, se nombrará un consejo que será responsable de la distribución equitativa de dichos fondos.