Aeropuertos

Estos son los aeropuertos más extremos del mundo.

La aviación comercial ha permitido el acceso a casi todos los rincones de nuestro planeta.

La construcción de aeropuertos en los destinos más extremos ha abierto un mundo de posibilidades para aquellos viajeros a quienes les gusta romper récords y acumular hitos.

Hemos compilado una lista de algunos de los aeropuertos más extremos del mundo, desde las alturas del Himalaya hasta el calor del desierto, de un polo a otro.

Esperamos que los aventureros viajeros encuentren algo de inspiración aquí.

El aeropuerto más al norte del mundo

El puesto militar de Alert, en el extremo norte de la isla Ellesmere en el territorio de Nunavut en Canadá, no solo es el asentamiento permanente más septentrional del mundo, sino también el aeródromo más septentrional de la Tierra.

Lamentablemente, está fuera de límites para el público en general.

El extremo más al norte al que se puede llegar en un vuelo comercial regular es el aeropuerto de Svalbard, Longyear, en el archipiélago noruego de Svalbard, que se encuentra a mitad de camino entre el polo norte y el continente europeo.

Sin embargo, para no ser superados en asuntos árticos, los rusos en ocasiones han aterrizado aviones comerciales justo al lado del polo norte. El avión Antonov An-74 operado por la aerolínea rusa Utair utiliza una pista de aterrizaje improvisada en el hielo a la deriva en sus rutas de suministro al Ice Camp Barneo.

El aeropuerto más al sur del mundo

No se puede volar más al sur que al aeropuerto Jack F. Paulus Skiway.

Esto se debe a que esta pista, utilizada por el avión de carga C-130 de la Fuerza Aérea de EE.UU. para reabastecer la estación Amundsen-Scott South Pole, se encuentra justo al lado del polo sur.

Hay otras pistas de aterrizaje en la Antártida, que se utilizan principalmente para misiones científicas, pero también reciben vuelos turísticos ocasionales.

Sin embargo, no hay vuelos comerciales regulares a la Antártida. Para esto, necesitas ir a la punta de la masa continental estadounidense.

El aeropuerto más al sur con tráfico comercial regular es Guardiamarina Zañartu en Puerto Williams, en el extremo sur de Chile. Aunque principalmente es un aeródromo militar, la pequeña aerolínea local Aerovias DAP vuela desde aquí a Punta Arenas, en la Patagonia chilena.

Sin embargo, la cercana ciudad argentina de Ushuaia, justo al norte a través de un estrecho canal marítimo de Puerto Williams, puede afirmar ser la principal puerta de entrada a esta remota región. Su aeropuerto internacional dispone de vuelos más frecuentes hacia el continente.

El aeropuerto más alto del mundo

Desde su inauguración en 2013, el aeropuerto de Daocheng Yading, en la provincia china de Sichuan, ostenta el título de aeropuerto más alto del mundo.

De hecho, cuatro de los cinco aeropuertos más altos del mundo se encuentran en territorio chino.

Su ubicación en una meseta árida a 4.411 metros de altitud, junto con su terminal contemporánea que se asemeja a un platillo volante, le dan a este aeropuerto un aspecto de otro mundo.

El aeropuerto de Daocheng Yading tiene servicios de línea regular a la capital provincial, Chengdu, a una hora de vuelo, así como a varios otros destinos en el sur y centro de China.

El aeropuerto más bajo del mundo

El mar Muerto, en Israel, es el punto más bajo de la superficie de la Tierra.

En consecuencia, Bar Yehuda Airfield, ubicado justo en su orilla, a 378 metros bajo el nivel del mar, es el aeropuerto más bajo del mundo.

Sin embargo, este aeropuerto no tiene ningún servicio de línea regular.

El aeropuerto más aislado del mundo

A pesar de su lejanía, el interés en las esculturas de piedra únicas de Moai, isla de Pascua, asegura un flujo constante de visitantes en el Aeropuerto Internacional Mataveri.

Este es el aeropuerto más remoto del mundo: desde aquí hay 2.603 ​​kilómetros hacia el oeste hasta el Aeropuerto Totegegie en la Polinesia Francesa. El territorio continental chileno está aún más lejos en dirección este: distan 3.759 kilómetros hasta el aeropuerto de Santiago.

El más caluroso

En los últimos años, Medio Oriente ha sido una región supercaliente para la industria de la aviación y no solo figurativamente.

En junio de 2017, se informó que el Aeropuerto Internacional Ahvaz, en el sureste de Irán, había registrado una temperatura récord de 54 grados. Si se verifica, esto coincidiría con la temperatura más alta jamás registrada en la Tierra en los tiempos modernos.

En julio de 2016, el termómetro también alcanzó 53,9 grados en un aeropuerto, pero en este caso en Basora, en el sur de Iraq.

El más frío

En la profundidad de Siberia, el pueblo de Oymyakon, en la República Sakha de Rusia (una región autónoma 12 veces más grande que Reino Unido) tiene fama de ser el lugar más frío de la Tierra, con temperaturas registradas de 67,7 grados bajo cero.

No es de extrañar, entonces, que la capital regional, Yakutsk, tenga una fuerte pretensión de tener el aeropuerto más frío del mundo, con temperaturas invernales promedio de alrededor de menos 39 grados centígrados.

Uno solo puede preguntarse cómo es la factura de deshielo de la aeronave.

El más grande

Comparar los aeropuertos por superficie puede ser complicado, ya que no existe una forma estándar de dar cuenta de la tierra que ocupa el aeropuerto, su infraestructura auxiliar o incluso las reservas de tierra para el desarrollo futuro.

El Aeropuerto Internacional Rey Fahd, en Arabia Saudita, reclama un total de 78.000 hectáreas, lo que lo colocaría en el primer puesto por un amplio margen. Sin embargo, el área realmente desarrollada para usos aeroportuarios es solo una fracción de eso: 3.675 hectáreas.

Esto colocaría al Aeropuerto Internacional de Denver, en EE.UU., en el primer lugar, con 13.726 hectáreas. Como referencia, Londres-Heathrow, el aeropuerto más activo de Europa, ocupa 1.227 hectáreas.

Pero si lo que cuenta en el negocio de la aviación es el tráfico, Atlanta-Hartsfield es el líder mundial, tanto en número de pasajeros, cerca de 104 millones en 2017, como en los movimientos de aviones, 898.356 en 2016.

El más alto

Por lo general, el punto más alto en cualquier aeropuerto es la torre de control de aire (ATC, por sus siglas en inglés).

Con una altura de 133,8 metros, Tower West en el Aeropuerto Internacional de Kuala Lumpur es la torre de control de tráfico aéreo más alta del mundo.

Suficiente para otorgarle un lugar en esta lista como el aeropuerto más alto del mundo.

La pista de aterrizaje más corta del mundo

Aunque es difícil distinguir el aeropuerto más pequeño del mundo, el concurso para la pista más corta tiene un claro ganador.

El aeropuerto Juancho E. Yrausquin, en la hermosa isla de Saba, en las Antillas Holandesas, tiene la pista más corta que respalda operaciones comerciales regulares.

El aeropuerto fue construido en el único espacio plano en esta isla volcánica, su pista dramáticamente se adhiere al lado de una montaña empinada. Los pilotos deben tener una certificación especial para poder aterrizar aquí.

La pista de aterrizaje más larga del mundo

Con 5.500 metros de longitud, el aeropuerto de Qamdo Bamda, en la Región Autónoma del Tíbet de China, tiene el récord de ser la pista de aterrizaje de pavimento más larga del mundo.

La pista de aterrizaje muy larga es un requisito dictado por la necesidad de compensar la reducción en el rendimiento del motor y el rendimiento de la aeronave al despegar y aterrizar a altitudes muy elevadas.

Hasta la inauguración del aeropuerto de Daocheng Yading, Qamdo Bamda también era el aeropuerto más alto del mundo, a 4.334 metros de altitud.

El aeropuerto más feliz del mundo

Por último, pero no menos importante… en medio de esta sucesión de hechos y cifras, no podíamos olvidar la métrica que, en última instancia, es la que más importa.

¿Cuál es el aeropuerto con los viajeros más felices?

La compañía finlandesa HappyOrNot dice que tiene la respuesta, gracias a sus 25.000 terminales de satisfacción del cliente que salpican los aeropuertos de todo el mundo.

Y el ganador es… Aeropuerto de Exeter, en Reino Unido.

Por: Miquel Ros – CNN

Foto: Shutterstock