Aerolíneas

Ryanair completa la compra del 75% de la aerolínea LaudaMotion.

La compañía aérea irlandesa Ryanair ha completado la adquisición del 75% de LaudaMotion, línea fundada por el expiloto austríaco de Fórmula Uno Niki Lauda y surgida de la quebrada Niki.

Así lo anunció hoy Andreas Gruber, director ejecutivo de LaudaMotion, en una rueda de prensa conjunta con el consejero delegado de Ryanair, Michael O’Leary, en Viena.

Por otro lado, Gruber informó de que Laudamotion duplicará hasta 18 el numero de aviones Airbus A320 de su flota para el verano de 2019, cuando espera la entrega de 9 aparatos de ese modelo.

Lauda, quien se encuentra en convalecencia tras someterse a un trasplante de pulmón a principios de agosto, es a partir de ahora propietario del restante 25% de la antigua Niki, que el triple campeón de Fórmula Uno adquirió de la germana Air Berlin tras su quiebra a finales del año pasado.

Gruber subrayó que, a pesar de ser propiedad mayoritaria de Ryanair, LaudaMotion, con sede en Viena, se distinguirá de la línea irlandesa, al menos en su logo y diseño.

“Estamos muy contentos de llevar el nombre de nuestro fundador al mundo (…) No queremos convertirnos en un segundo Ryanair”, dijo el director ejecutivo, citado por la agencia austríaca APA.

Precisó que en los aviones de la compañía, el nombre “Lauda” se mostrará en letras grandes y en negrita, mientras que el logotipo de Air Berlin en la parte posterior será reemplazado por una “L”.

La empresa anunció, además, un aumento en torno al 14% de los sueldos de los pilotos que se hará efectivo el 1 de abril de 2019 y que supondrá un pago anual de hasta 180.000 euros brutos para los capitanes.

Según Gruber, la medida refleja la creciente demanda de profesionales de la aviación y el plan de la empresa de contratar a un centenar de nuevos pilotos el próximo año.

Con la compra de LaudaMotion, aprobada el pasado mes por la Comisión Europea (CE), Ryanair espera mejorar la competitividad y aumentar las oferta de vuelos económicos, sobre todo en España, Alemania y Austria.

Lauda adquirió Niki, empresa que él fundó y vendió luego a la alemana Air Berlin, después de que esas dos aerolíneas dejaran de operar.

El proceso de insolvencia de Niki, que se declaró en quiebra en diciembre pasado, concluyó el 28 de febrero.

Según la prensa, la suma que pagó Lauda por la empresa, en torno a los 50 millones de euros, superó en su momento a la de otros interesados, entre ellos a la del grupo hispano-británico IAG.

Por EFE

Foto: David Bracci – Tuscan Aviation