Incidentes y Accidentes

Un Boeing 737 de Aeroméxico sufre problema en presurización de la cabina.

El Boeing 737-800 de Aeroméxico sufrió una pérdida de presión en la cabina mientras volaba entre Cancún y Guadalajara en la tarde de este miércoles 22 de agosto. Equivocadamente, periódicos reportaron que la aeronave habría desaparecido de los radares, lo que nunca ocurrió.

El avión cumplía el vuelo AM448, que despegó del Aeropuerto Internacional de Cancún en dirección al Internacional de Guadalajara Miguel Hidalgo a las 16:15LT (GMT-5). Alrededor de dos horas después del despegue, a las 18:17LT, volando a 38 mil pies de altitud, la aeronave habría sufrido un problema en el sistema de presurización.

Siguiendo los procedimientos estándares para este tipo de situación, la tripulación inició el descenso para una altitud inferior a diez mil pies, estabilizando la aeronave a una altitud de 9.750 pies. La avión aterrizó sin mayores incidentes en Guadalajara a las 18:49LT.

Según información recibida por Transponder 1200, la tripulación solicitó la presencia de los equipos de emergencia del Cuerpo de Rescate y Extinción de Incendios (CREI) para acompañar el aterrizaje. Posteriormente, la aeronave fue escoltada a la terminal sin mayores contratiempos. En el desembarque, algunos pasajeros necesitaron recibir atención médica por crisis nerviosas.

Erróneamente, periódicos locales publicaron que la aeronave había desaparecido de los radares. Posteriormente, la información ganó destaque en las redes sociales y fue reproducida por medios de comunicación de mayor visibilidad, como el Russian Times (RT). Hasta el momento, Aeroméxico no se ha pronunciado sobre este incidente.

Por Transponder 1200