Aerolíneas

Latam Airlines ha perdido la mitad de su valor en bolsa desde su fusión.

Han pasado más de seis años desde la fusión entre Lan y Tam, que dio pie a la aerolínea regional Latam Airlines, pero entre resultados que no han dejado contento al mercado y la recesión en Brasil, las acciones no han logrado emprender el vuelo.

Desde que se concretó la fusión el papel de Latam ha caído un 52%, según cifras de Bloomberg. Desempeño que la ubica muy por debajo de la industria, con una canasta de aerolíneas globales –agrupadas en el Bloomberg World Airlines Index– apreciándose un 74% en ese mismo periodo.

Los resultados de la compañía refuerzan la narrativa de problemas. Según cifras recopiladas por DF, entre las 81 mayores compañías aéreas del mundo, Latam se ubicó como la sexta con peores resultados en el segundo trimestre, al registrar una pérdida de US$ 113,6 millones. Y este no es un fenómeno nuevo: desde 2013 la firma chileno-brasileña se ha ubicado en el Top 10 mundial de los peores resultados para el periodo abril-junio.

Para Gonzalo Reyes, economista jefe y socio de Abaqus, hay una serie de factores que explican el pobre desempeño de la acción. La compañía se ha visto sujeta a una regulación más estricta desde su fusión, sumado a una serie de presiones a los resultados –como la subida de los precios del combustible– y la recesión de Brasil.

Pero incluso en un contexto en que Latam Airlines no es una favorita del mercado, las corredoras no pierden la fe. Según cifras de Bloomberg, que recoge El Financiero, el precio objetivo de consenso para los próximos 12 meses es de $ 7.304, lo que representa un upside de 15,8% con respecto a los $ 6.308,4 con los que cerró el viernes.

Por Javiera Donoso – Diario Financiero