Aerolíneas

Pese a los conflictos, Aerolíneas Argentinas cerró 2018 con récord de pasajeros transportados.

A pesar de los conflictos sindicales y las medidas de fuerza que llevaron a la cancelación de vuelos, Aerolíneas Argentinas informó este martes que cerró 2018 con récord histórico de pasajeros transportados en cabotaje, publicó Clarín.

En el año en que se fortalecieron las aéreas “low cost”, la empresa transportó 9,8 millones de personas dentro del país y superó la marca anterior de 9,5 millones alcanzada en 2017. Con 87% de promedio anual, la línea aérea también superó sus registros de puntualidad.

En total, Aerolíneas Argentinas transportó 13 millones de pasajeros en toda su red, una cifra similar a la alcanzada en 2017. De ese total, 9,8 millones fueron de cabotaje, 2,4 millones fueron desde y hacia Latinoamérica y el resto, tickets vendidos a Roma, Madrid, Miami y Nueva York.

El 2018 también fue el año de los “nuevos voladores”: de los pasajeros que transportó la empresa, 215.000 se subían por primera vez a un avión. Y volaron 200.000 jubilados (la empresa tiene un 30% de descuento para ese grupo).

En cuanto a la puntualidad, la compañía destacó que durante 2018 encabezó en varias oportunidades los rankings de Flightstats (una de las organizaciones de estadísticas aéreas más reconocidas del mundo) como la aerolínea más puntual de la región y una de las tres primeras a nivel mundial. Incluso, en agosto la empresa batió su record histórico con un 91% de puntualidad promedio.

La pelea con las low cost​

En un año en el que comenzaron a volar aerolíneas de bajo costo como Flybondi y Norwegian, y que el Gobierno eliminó la banda tarifaria mínima, Aerolíneas se sumó a los descuentos con tickets a precios promocionales desde 499 pesos. El 1° de agosto, en esa línea, se registraron 120.000 reservas en 24 horas.

A modo de balance, Aerolíneas informó que en 2018 invirtió US$ 30 millones en modernizar los sistemas informáticos, avanzando en la digitalización de la compañía, “lo que representa mejoras en la seguridad operativa, la eficiencia y el servicio a los pasajeros”.

El plan de inversiones incluyó también la apertura de un nuevo contact-center para el servicio de atención al cliente.

Durante 2018, Aerolíneas completó además la primera etapa de renovación de su flota con el ingreso de 4 Boeing 737- MAX sobre un total de 5 (el primero ingresó en diciembre de 2017). Se trata de uno de los aviones de corto/mediano alcance más eficientes y modernos del mundo, convirtiendo a la compañía en el primer operador de este tipo de aeronaves de Latinoamérica. Por otro lado, la empresa recibió en octubre 20 ofertas para renovar la flota Embraer de Austral. Las mismas ya fueron calificadas por los pilotos de la empresa, y están siendo analizadas por los mecánicos y el área financiera.

En la misma medida que experimentó un crecimiento sostenido en cantidad de pasajeros de un 26% entre 2015 y 2018, lo hizo en cantidad de aviones: en ese período ingresaron un total de 24 nuevas aeronaves. En ese mismo lapso de tiempo logró bajar los aportes del Estado a 198 millones de dólares contra un promedio de 678 millones en el periodo 2009-2015.

Otro importante suceso en 2018 fue la presentación de los balances luego de 21 años sin hacerlo en tiempo y forma. En lo que hace a los resultados del ejercicio 2017, los últimos publicados, mostró ingresos por $ 39.028 millones, lo que representa un alza del 97% respecto a 2015. Mientras que en 2017 la empresa registró una pérdida de $ 6.312 millones, un 32% menos que los $ 9.278 millones del 2015.

Durante el año se llevó a cabo una política de ahorros y eficiencia en el gasto que le permitió reducir costos por más de 130 millones de dólares anuales.

Por Orlando Suárez