La Industria

Airbus confirma la anulación del pedido de A380 de Qantas.

El fabricante aeronáutico europeo Airbus confirmó a Efe este jueves la anulación del contrato de ocho aviones del gigante A380 de la compañía australiana Qantas.

La aerolínea, que dispone en su flota de doce A380, había encargado en 2006 ocho adicionales, a los que ahora renuncia, indicó un portavoz de Airbus.

El fabricante señaló que los nuevos aparatos no estaban todavía en producción.

Se trata de un nuevo golpe duro para el programa del avión gigante de Airbus, que pende de un hilo.

El pasado día 31, el fabricante europeo reconoció que está en conversaciones con la aerolínea emiratí Emirates sobre el pedido de los A380.

Fue precisamente ese pedido de 20 unidades en firme y otras 16 en opción, cerrado en enero de 2018, el que permitió a Airbus mantener un programa que peligraba por falta de demanda.

Sin embargo, el entusiasmo inicial, que llevó al fabricante europeo a garantizar la supervivencia del modelo al menos hasta 2028, se rebajó tras la marcha atrás de Emirates.

Aunque Airbus no ha dado detalles sobre las conversaciones que mantiene con la compañía emiratí, que son “confidenciales”, diversos medios sostienen que persiguen transformar el pedido de algunos de los A380 en A350, un avión de idéntica autonomía pero menor capacidad.

Del resultado de esas negociaciones puede desprenderse la supervivencia del proyecto.

Actualmente, Airbus tiene un ritmo de entrega de unos ocho aviones al año, dos más de los que se consideran necesarios para no renunciar a su superjumbo.

Pero Emirates es, de lejos, su principal cliente del A380, con 109 aviones en su flota, por delante de Singapour Airlines y Qantas.

Por EFE

Foto: Mark A Harris