Aerolíneas

Asientos, uniformes, carritos… Delta Air Lines vende sus objetos en desuso.

Delta Air Lines lleva desde 1929 transportando pasajeros por el mundo, es la aerolínea más antigua que aún opera en los Estados Unidos y, actualmente, presta sus servicios en los cinco continentes. Con tantos años de historia es normal que posea miles de objetos relacionados con la compañía, los tiempos cambian y no solo los aviones se renuevan, todo tipo de artículos y utensilios se sustituyen y se retiran.

Por este motivo, en 1995, la compañía puso a la venta sus muebles de oficina, y actualmente, con todo aquello que la aerolínea ya no utiliza, el segundo viernes de cada mes, Delta Airlines pone a la venta sus excedentes sobrantes.

Hay de todo, desde asientos antiguos hasta inodoros para aviones, cubiertos, carros de servicio, asientos de avión, uniformes antiguos, revistas, material promocional,… un sinfín de pequeños tesoros para los fans de la aeronáutica.

Pero no solo los aficionados están interesados, los que compran mercancías con el logo de Delta se sienten orgullosos de tener en su casa parte de la historia de esta empresa, muchos son clientes habituales o tienen algún tipo de relación con la aerolínea, ya sea por proximidad o porqué trabajan o han trabajado con ellos.

El artículo más caro vendido ha sido una puerta de un avión DC-9 por unos 500 dólares aproximadamente, y quizás lo más sorprendente fue un baño completo de un avión. No hay dos ventas iguales, por lo que la próxima venta es una incógnita para todos. Las ganancias de las ventas se destinan a los fondos del museo.

Este mercadillo tan singular se realizará, de nuevo, el próximo 8 de marzo, de 9:00 a 14:00, junto a los aviones Delta DC-9 y B-747 estacionados próximos a la entrada de la puerta del Delta Flight Museum en Atlanta, que se encuentra ubicado cerca de la sede de la aerolínea estadounidense en el Aeropuerto Internacional Hartsfield-Jackson. Para los que estén interesados pueden mantenerse informados a través de su web.

Por La Vanguardia