La Industria

Aviones de Boeing podrían ser parte de un amplio acuerdo comercial entre EE.UU. y China.

Las compras de aviones Boeing por parte de China podrían ser parte de un acuerdo radical que se está negociando actualmente para poner fin a la guerra comercial de Washington y Beijing, dijo este jueves el máximo ejecutivo del fabricante estadounidense.

Una guerra comercial entre las dos potencias económicas más grandes del mundo ha ralentizado la economía mundial. También ha abierto nuevos riesgos para Boeing, que se considera el mayor exportador de Estados Unidos, en el mercado de la aviación de más rápido crecimiento en el mundo.

Boeing vende aproximadamente un tercio de sus aviones comerciales 737 a clientes en China.

El presidente ejecutivo de Boeing, Dennis Muilenburg, dijo en una cumbre de aviación en Washington que sentía que las conversaciones comerciales entre EE.UU. y China estaban progresando “de buena manera”.

“Están lidiando con algunos de los problemas del marco en torno a la propiedad intelectual y cosas así”, dijo Muilenburg. “Creo que están haciendo progresos. Y al mismo tiempo, creo que hay una oportunidad económica aquí para que los aviones sean parte del acuerdo definitivo y ayuden a cerrar la brecha del déficit comercial”.

Los gobiernos suelen utilizar los acuerdos con aviones para lograr objetivos diplomáticos más amplios. En las conversaciones con Pekín, los funcionarios estadounidenses han exigido más detalles sobre el compromiso de China de realizar grandes compras de productos estadounidenses, así como de presionar para que China cumpla con sus compromisos sobre cambios en las políticas industriales.

El presidente Donald Trump, exigió que China reduzca su creciente superávit comercial con Estados Unidos. Este miércoles, EE.UU. informó que el déficit del comercio de bienes con China aumentó un 11,6% a un máximo histórico de US$419.200 millones en 2018.

China está lista para superar a EE.UU. como el mercado de aviación más grande del mundo en la próxima década y está adquiriendo aviones tanto de Boeing como de su rival europeo Airbus, mientras que también invierte en negocios de aviones de cosecha propia.

Boeing pronostica que la demanda china de 7.700 aviones nuevos en los próximos 20 años está valorada en US$1,2 billones.

Por Reuters