British Airways retira su flota de aviones Boeing 747 por el impacto de la crisis del coronavirus.

British Airways, el mayor operador mundial de Boeing 747, está retirando toda su flota de ‘jumbos jets’ “con efecto inmediato” debido al impacto del coronavirus en el negocio y en la industria de los viajes y el turismo, una decisión que la compañía ya tenía prevista pero que estimaba acometer en 2024.

“Es poco probable que nuestra magnífica ‘reina de los cielos’ vuelva a operar servicios comerciales para British Airways debido a la disminución de los viajes causada por la pandemia global de la Covid-19”, ha lamentado la aerolínea del grupo IAG en un comunicado.

Los 31 aviones Boeing 747-400 de la aerolínea, con capacidad para 345 pasajeros en cuatro clases, volaron a destinos como Beijing, Nueva York, San Francisco, Ciudad del Cabo y Lagos, hasta que el Covid-19 obligó a la aerolínea a dejarlos en tierra.

La pandemia ha devastado la industria de la aviación, y los gobiernos de todo el mundo han impuesto restricciones de viaje sin precedentes para tratar de detener su propagación. Las aerolíneas han dejado en tierra gran parte o la totalidad de sus flotas y ahora, con el reinicio de las operaciones, se hacen estimaciones sobre la caída de la demanda y se evalúa qué tipo de aeronave se adaptará mejor a sus necesidades cuando el mercado se recupere a los niveles anteriores al virus, algo que no se espera hasta por lo menos 2023.

“Aunque el avión siempre tendrá un lugar especial en nuestro corazón, a medida que nos dirigimos al futuro estaremos operando más vuelos en aviones modernos y de bajo consumo de combustible como nuestros nuevos A350 y 787, para ayudarnos a conseguir unas emisiones netas de carbono cero para 2050”, ha explicado la compañía.

Boeing dejará de fabricar el 747 pronto de todos modos, y es probable que el último salga de una fábrica del área de Seattle en unos dos años, según han avanzado fuentes a Bloomberg.

La crisis del coronavirus también ha supuesto que British Airways haya anunciado que prevé eliminar 12.000 puestos de trabajo, alrededor del 30% de su fuerza de trabajo.

Por EuropaPress

Foto: Eluveitie / Wikimedia