Despidos y recortes, el futuro inmediato de Alitalia.

Síguenos en las redes sociales y mantente siempre actualizado

Alitalia, sin dinero, lanza un plan urgente para recortar gastos, servicios y despedir a 1600 trabajadores. Si convence a la banca, logrará más financiación para sobrevivir. La hipótesis contraria es impensable. En ese plan se incluyen despidos, y la supresión de muchos vuelos.

La dirección de la compañía tiene hasta el mes de marzo para negociar este plan que, si convence a los bancos, puede suponerle el acceso a un crédito puente que le deje opción a financiación adicional. Parte de ese plan es un nuevo convenio con los trabajadores que, según se ha sabido, la compañía quiere que introduzca un fuerte recorte de la antigüedad como concepto retributivo. Los sindicatos ya han manifestado su oposición a los recortes, afirmando que en todo caso quieren negociar con la compañía ese plan industrial. El próximo martes, 10 de enero, se sentarán a negociar.

A partir del 1 de febrero, suprimirá los seis vuelos semanales entre Valencia y Fuimicino (Roma). Igualmente cancela los doce servicios semanales entre Roma y Bucarest, y reduce sensiblemente los servicios entre Fuimicino y Marsella, que pasan de 10 a 4 semanales, de Roma a Moscú Sheremetyevo, que pasa a sólo un vuelo al día en lugar de los dos anteriores y reduce sensiblemente los vuelos de Roma a Tel Aviv, que pasan de 33 a 21 semanales.

Como ya informara Preferente, todos los vuelos entre el primer aeropuerto de Roma (Fiumicino) y el primero de Milán (Malpensa) se suprimen, aunque la compañía sigue volando a Linate, que está más cerca del centro de la capital de la Lombardía.

Por: Javier Calonge – Preferente