Aerolíneas

La aerolínea Fastjet está al borde de la quiebra.

La aerolínea de bajo coste reconoce que si no logra financiación podría cesar sus operaciones en los próximos días. Fastjet se hunde hasta un 25% en la Bolsa de Londres.

Justo un año después del cese formal de las operaciones de Air Berlin, el sector aéreo se mantiene en guardia ante la posible quiebra de otra compañía, Fastjet.

La aerolínea africana de bajo coste, cotizada en la Bolsa de Londres, ha reconocido públicamente que si no logra financiación adicional de manera inmediata podría verse obligada a cesar sus operaciones.

Para continuar con su actividad, la aerolínea espera recibir una inyección de capital de emergencia y lograr un acuerdo con sus acreedores en forma de aplazamiento de los pagos de la deuda en un intento por continuar con su actividad.

La compañía creada en Tanzania y que rápidamente se extendió hasta convertirse en una de las mayores aerolíneas africanas de bajo coste se hunde hoy a nuevos mínimos históricos en la Bolsa de Londres.

La cotización de la aerolínea sufre caídas que superan por momentos el 25%, un revés que eleva su derrumbe en Bolsa en los 12 últimos meses al umbral del 90%.

Por Expansión

Foto: Rainer Bexten