Cerca de 500 pilotos protestan en Lisboa contra gestión de TAP

Síguenos en las redes sociales y mantente siempre actualizado

Cerca de 500 de pilotos se manifestaron este martes en Lisboa en protesta de la gestión de la aerolínea portuguesa TAP, a la que acusaron de cometer «abusos» e «injusticias» y de haber impedido que se realicen reuniones de trabajadores «varias» veces.

Los pilotos, convocados por la dirección del Sindicato de los Pilotos de la Aviación Civil de Portugal y que a esas horas no se encontraban en servicio, portaban carteles en los se leía «soy piloto de TAP y también soy contribuyente», «no tengo derechos» y «perdón, soy piloto de TAP», entre otros mensajes.

La portuguesa TAP reanuda sus vuelos regulares a Venezuela.

La iniciativa pretendía «demostrar su insatisfacción ante los abusos, las injusticias y la forma en la que la administración y la tutela han gestionado la empresa y la relación laboral con los pilotos», explicaron en la convocatoria.

El líder del Sindicato de los Pilotos de la Aviación Civil, Tiago Faria Lopes, explicó en declaraciones a periodistas que los pilotos de la aerolínea registran «cortes» en su salario como parte de la reestructuración que vive la compañía, cuando otros trabajadores de la misma entidad no los sufren, informó EFE.

«Ya pedimos reducir (el corte en el sueldo), para, por lo menos, quedarnos igual que otros trabajadores. No somos diferentes a ellos, somos iguales, somos contribuyentes y así continuaremos, siempre profesionales, al contrario de la gestión, al contrario del ministro», aseveró Faria Lopes.

Iberia recuperará su nivel de actividad pre-pandemia en invierno.

El ministro al que hacía referencia era el de Infraestructuras de Portugal, Pedro Nuno Santos, al que acusó de «comprometerse» con la gestión actual de la compañía.

Asimismo, le pidió que divulgue los detalles del plan de reestructuración que vive la aerolínea.

«Estamos viendo la muerte de TAP y eso no lo queremos. Queremos una TAP sana porque es muy estratégica para el país. Los pilotos lo quieren, los trabajadores lo quieren y los portugueses lo quieren. (…) 3.200 millones de euros es mucho dinero como para ir jugando con el dinero de los contribuyentes», insistió Faria Lopes.

En el momento de la protesta, la aerolínea TAP divulgó un comunicado en el que afirmó que «lamenta no haber llegado todavía» a un acuerdo con sus pilotos, «esenciales para la compañía», y que se mantiene «empeñada en encontrar soluciones que permitan garantizar la sostenibilidad de la empresa y de todos sus trabajadores».

La Comisión Europea dio luz verde a ayudas estatales que rondan los 3.200 millones de euros para TAP a cambio de un plan de reestructuración que obliga, entre otras contrapartidas, a desprenderse de tres empresas consideradas «no esenciales».

El Estado luso tiene actualmente el 100 % del capital de la aerolínea y también es propietario del 72,5 % del grupo TAP, que incluye el negocio de mantenimiento en Brasil, participaciones en empresas de asistencia en tierra y «catering» y la compañía aérea regional Portugália.

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.