Boeing elige a RTX para el proyecto de demostración de vuelo sostenible X-66A de la NASA

Síguenos en las redes sociales y mantente siempre actualizado

RTX ha sido seleccionada por Boeing como colaboradora en el demostrador de vuelo X-66A, parte del proyecto Sustainable Flight Demonstrator de la NASA.

Dos unidades de negocio de RTX, Pratt & Whitney y Collins Aerospace, apoyarán a Boeing con motores GTF™, góndolas y accesorios de motor Collins, y en las pruebas en tierra y en vuelo, cuyo inicio está previsto para 2028.

El Demostrador de Vuelo forma parte de la Asociación Nacional de Vuelo Sostenible de la NASA, que se dedica a desarrollar las tecnologías necesarias para conseguir emisiones netas de CO2 cero en la aviación comercial. El programa X-66A de Boeing se centra en el desarrollo del concepto Transonic Truss-Braced Wing (TTBW), que podría permitir mejoras significativas en la eficiencia del combustible y la reducción de emisiones para la próxima generación de aviones de pasillo único.

«El Demostrador de Vuelo Sostenible de la NASA es un ejemplo destacado de cómo las asociaciones público-privadas pueden ayudar a fomentar los avances tecnológicos necesarios para cumplir el objetivo de toda la industria de un futuro más sostenible y con cero emisiones netas», dijo Geoff Hunt, vicepresidente senior de Ingeniería y Tecnología de Pratt & Whitney. «Trabajaremos con Boeing para aplicar los motores GTF al X-66A y ayudar a demostrar el potencial de su pionero diseño de ala con refuerzos».

SMBC Aviation Capital encarga 25 aviones Boeing 737 MAX adicionales

El motor GTF, con su revolucionaria arquitectura de ventilador con engranajes, ofrece una eficiencia de combustible y unas ventajas de sostenibilidad líderes en el sector para aviones de pasillo único. Con hasta un 20% más de eficiencia de combustible, los GTF han ayudado a las aerolíneas a ahorrar más de 1.400 millones de galones de combustible y más de 14 millones de toneladas métricas de emisiones de CO2 desde su entrada en servicio en 2016.

Los motores GTF están certificados para funcionar con combustible de aviación sostenible (SAF) y ofrecen una reducción de hasta el 75% en la huella acústica de las aeronaves en comparación con los motores de la generación anterior.

Las góndolas de Collins están formadas por materiales compuestos y metálicos ligeros y duraderos que envuelven el motor y cumplen muchas funciones, entre ellas proteger el motor, controlar el flujo de aire, reducir el ruido y facilitar la inversión del empuje para la deceleración durante el aterrizaje del avión. Además, Collins suministra los componentes del sistema de control para el motor GTF, incluidos los intercambiadores de calor, la bomba de combustible y el control integrados, el arrancador de la turbina de aire y los controles electrónicos.

«Los aprendizajes del Demostrador de Vuelo Sostenible, X-66, y la asociación con la NASA son elementos importantes en los esfuerzos de la industria para descarbonizar la aviación», dijo Todd Citron, Director de Tecnología de Boeing. «Agradecemos el apoyo de RTX en este esfuerzo crítico».

RTX está avanzando en una amplia gama de tecnologías para apoyar el futuro de la aviación sostenible, incluyendo la preparación de motores para 100% SAF sin mezclar, propulsión híbrida-eléctrica y combustible de hidrógeno.