Boeing analiza construir un nuevo avión.

Boeing está midiendo nuevamente el interés en un nuevo avión comercial, de acuerdo con personas familiarizadas con el tema, un movimiento que podría ayudarlo a recuperar el terreno perdido frente a su rival Airbus mientras continua su camino a través de la crisis del 737 MAX y la pandemia de coronavirus, reseñó Benjamin Katz del The Wall Street Journal.

Te puede interesar: El CEO de Boom Supersonic explica cómo su avión podría rescatar los vuelos supersónicos.

El fabricante de aviones ha mantenido conversaciones con algunos clientes, incluyendo compañías de arrendamiento de aviones y proveedores, sobre el posible interés en un avión de un solo pasillo con motores mejorados que podría transportar entre 200 y 250 pasajeros, según indicaron estas personas. Eso estaría entre el 737 MAX más grande y el 787 Dreamliner.

Las conversaciones sobre una posible nueva aeronave están en una etapa muy temprana, dijeron estas personas. Un nuevo avión puede tardar años en pasar de una idea a un programa de desarrollo totalmente apoyado, y luego aún más en llegar a la producción. Boeing no ha lanzado un nuevo avión comercial desde el Dreamliner en 2004.

Te puede interesar: El avión eléctrico sueco para 19 pasajeros despegará en 2024.

Boeing esperaba llenar el hueco de mercado entre el MAX y el Dreamliner con lo que había llamado tentativamente el NMA, un nuevo avión para el mercado medio, antes de abandonar ese programa en medio de la crisis del MAX. El NMA fue concebido como un avión de pasillo doble que habría sido diseñado para ajustarse a la economía de una aeronave de un solo pasillo.

La crisis de MAX envolvió a Boeing antes de que el programa pudiera avanzar. En enero, el director ejecutivo de Boeing, David Calhoun, dijo que el NMA estaba muerta, y que la compañía “empezaría con una hoja limpia”.

Las nuevas discusiones sobre un avión de un solo pasillo vienen cuando Boeing está a punto de conseguir la firma regulatoria para que el MAX vuelva a transportar pasajeros. La prolongada inmovilización del MAX provocó una paralización en la producción y las entregas, y desencadenó una avalancha de cancelaciones.

Un avión totalmente nuevo podría ayudar a Boeing a competir mejor con el A321 de Airbus.

Boeing ha considerado durante años la posibilidad de desarrollar una nueva aeronave de un solo pasillo. En 2011, el fabricante optó en su lugar por producir el MAX, una nueva versión de su 737.

La demanda de viajes se ha colapsado, y los expertos de la industria no esperan una pronta recuperación. Muchos esperan que los viajes de corta distancia se recuperen antes que los de larga distancia.

Eso hace que el concepto de cuerpo estrecho que Boeing está considerando ahora sea potencialmente mejor que el NMA de pasillo doble. Con un avión grande de un solo pasillo, las aerolíneas han podido operar en rutas con menos demanda y conectar ciudades que no son viables usando aviones más grandes.

También te puede interesar