TAP reduce su operación un 93% en febrero.

La aerolínea lusa TAP va a reducir su operación un 93% en febrero respecto al mismo mes de 2020 debido a las nuevas restricciones a la movilidad impuestas en Portugal y va a mantener sólo las conexiones nacionales y los vuelos con destinos donde haya comunidades portuguesas significativas.

Te puede interesar: Las aerolíneas se enfrentan a nueva reducción de vuelos a nivel mundial.

En un comunicado remitido hoy a la Comisión del Mercado de Valores Mobiliarios (CMVM), TAP informó de que anteriormente tenía previsto reducir su actividad un 73 % en febrero, pero las nuevas restricciones al transporte aéreo la han llevado a elevar ese porcentaje hasta el 93 %, reseño EFE.

Te puede interesar: Aerolíneas británicas critican el plan de cuarentena del gobierno.

Mantendrá las conexiones en el mercado interno (Lisboa, Oporto, Madeira y Azores) y vuelos a Newark y Boston (Estados Unidos); Toronto (Canadá); Madrid, Barcelona, Málaga y Valencia (España); Ámsterdam (Holanda); Bruselas (Bélgica); Ginebra y Zúrich (Suiza); Luxemburgo; París, Niza, Toulouse, Marsella y Lyon (Francia), y Milán y Roma (Italia).

También mantendrá vuelos con Bisáu (Guinea-Bisáu), Conakri (República de Guinea), Dakar (Senegal), Maputo (Mozambique), Santo Tomé y Príncipe y Praia y San Vicente (Cabo Verde).

TAP está igualmente disponible para operar vuelos de repatriación si fuese necesario.

Desde el pasado domingo, los portugueses tienen prohibido salir del país salvo casos excepcionales, como si tienen residencia legal en el extranjero o por reunificación familiar.

También te puede interesar