EE.UU. relajará las restricciones para los viajeros vacunados en noviembre.

En noviembre, Estados Unidos reabrirá sus puertas a los viajeros aéreos procedentes de 33 países, entre ellos China, India, Brasil y la mayor parte de Europa, que estén totalmente vacunados contra el virus COVID-19, según informó este lunes la Casa Blanca, aliviando así las duras restricciones de viaje relacionadas con la pandemia que se impusieron a principios del año pasado.

Te puede interesar: El aeropuerto de Miami realiza prueba con perros detectores COVID-19.

La decisión, anunciada por el coordinador de respuesta al coronavirus de la Casa Blanca, Jeff Zients, supuso un cambio brusco para la administración del Presidente Joe Biden, que la semana pasada dijo que no era el momento adecuado para levantar ninguna restricción en medio del aumento de los casos de COVID-19, informó Reuters.

Estados Unidos se había retrasado con respecto a muchos otros países en el levantamiento de tales restricciones, y aliados como Gran Bretaña y Alemania acogieron con satisfacción la medida. Las restricciones estadounidenses han impedido la entrada a viajeros de la mayor parte del mundo, incluyendo a decenas de miles de ciudadanos extranjeros con parientes o vínculos comerciales en EE.UU.

Te puede interesar: Chile reabre sus fronteras a extranjeros vacunados a partir de octubre.

Las restricciones a los ciudadanos no estadounidenses fueron impuestas por primera vez a los viajeros aéreos procedentes de China en enero de 2020 por el entonces presidente Donald Trump y luego se extendieron a decenas de otros países, sin ninguna métrica clara sobre cómo y cuándo levantarlas.

Estados Unidos admitirá a los viajeros aéreos totalmente vacunados procedentes de los 26 países europeos denominados Schengen, incluidos Francia, Alemania, Italia, España, Suiza y Grecia, así como Gran Bretaña, Irlanda, China, India, Sudáfrica, Irán y Brasil. La política actual prohibía la entrada a los ciudadanos no estadounidenses que estuvieran en esos países en un plazo de 14 días.

Zients no dio una fecha precisa de inicio más allá de decir «a principios de noviembre».

Por otra parte, el lunes, Estados Unidos amplió sus restricciones relacionadas con la pandemia en las fronteras terrestres con Canadá y México, que prohíben los viajes no esenciales, como el turismo, hasta el 21 de octubre, aunque no dio ninguna indicación de si aplicaría las normas sobre la vacuna en esas fronteras.

También te puede interesar